El éxito de la humanización reside en que esté presente en la totalidad de la estructura sanitaria

RSS, 26 de junio de 2017 Cada vez se habla más de humanizar la asistencia sanitaria pero ¿en qué consiste exactamente? Cuatro expertos debaten sobre el asunto en una...

RSS, 26 de junio de 2017

Cada vez se habla más de humanizar la asistencia sanitaria pero ¿en qué consiste exactamente? Cuatro expertos debaten sobre el asunto en una nueva edición de Diálogos Inidress

Aunque no es un concepto nuevo –ya en 1984 el Insalud publicó un plan al respecto–, la humanización es una de las palabras de moda en el entorno sanitario. Pero, ¿de qué hablamos exactamente cuando hablamos de humanizar la Sanidad? Es la pregunta planteada en una nueva edición de Diálogos Inidress. Y la respuesta tiene múltiples aristas.

Para Fernando Prados, recientemente nombrado director general de Coordinación de Atención al Ciudadano y Humanización de la Asistencia Sanitaria de la Comunidad de Madrid, “el sistema sanitario por sus características tiende a estar lleno permanentemente y se siguen procesos estandarizados, muy estudiados y científicamente admitidos, pero que nos hacen olvidar que estamos actuando sobre una persona, es más, sobre una persona vulnerable, que pierde mucha autonomía”. El nuevo alto cargo madrileño cree, por tanto, que “la humanización es principalmente una actitud, que debe reivindicarse en la asistencia sanitaria”, precisamente para que el paciente no quede sepultado entre tanta tecnificación y burocracia.

Bermejo cree que es muy importante distinguir entre “humanizar” y “personalizar”

Por su parte, José Carlos Bermejo, presidente del Centro de Humanización de la Salud de los Religiosos Camilos, quizás la persona que más ha estudiado la materia en nuestro país, cree que es muy importante distinguir entre “humanizar” y “personalizar”: “Muchos autores dicen que humanización es igual a personalización. A mí esto me provoca rechazo, porque parece que solo implica una característica de la atención personal. Humanizar es pensar la salud, es planificar la protección, construir infraestructuras accesibles, crear condiciones laborales adecuadas…”

Humanizar, en opinión de Bermejo, no consiste solo en cualificar la atención. “Hay una onda corta que tiene que ver con esa cualidad de la relación, pero hay una larga que evoca más que una cualidad de la relación, la justicia social, la gestión de la lista de espera, qué entendemos por hospital… y si no la pescamos cuando hablamos de humanización nos va a pasar que nos van a tirar la humanización a la cara los currantes”, explica el experto.

LA HUMANIZACIÓN DEMANDA MÁS TIEMPO (Y MÁS FORMACIÓN)

Aunque en general los proyectos para implementar la humanización en los sistemas sanitarios han sido bien recibidos, algunos colectivos sindicales han criticado que se inste a los profesionales a ser más humanos cuando están soportando cargas de trabajo excesivas.

“En la enfermedades crónicas es muy importante el seguimiento, que las personas no estén siempre con médicos diferentes”, apunta Roig

En este sentido, Andoni Lorenzo, presidente del Foro Español de Pacientes, cree que “el éxito de la humanización reside en la implicación de toda la estructura sanitaria, del organigrama. Si no se trabaja en toda la estructura, para que le médico tenga el tiempo suficiente, es muy complicado”.

La humanización no pasa por animar a los profesionales a ser amables –algo que se da por hecho en el trato con otras personas– sino por introducir cambios organizativos que permitan efectivamente un trato por humano. Como señala Diana Roig, enfermera de la Clínica San Vicente (Madrid), es por ejemplo muy importante introducir la continuidad de cuidados.

“En la enfermedades crónicas es muy importante el seguimiento, que las personas no estén siempre con médicos diferentes”, apunta la enfermera. Una idea que también repite en varias ocasiones Lorenzo, que considera que la propia naturaleza de las patologías crónicas, y su cada vez más alta prevalencia, demanda un cambio de concepción general de la asistencia sanitaria: “El cambio de modelo a la cronicidad para por la humanización, porque tienes que dedicarle el tiempo suficiente al paciente para explicarle cómo va a ser su vida”.

Es por ello que los profesionales requieren manejar una serie de competencias emocionales, que a día de hoy brillan por su ausencia en la práctica totalidad de las carreras sanitarias. “La competencia profesional no es solo la competencia técnica, es también la emocional, la cultural, la vocacional y la espiritual”, apunta Bermejo. “Hay metodología, hay cosas que se pueden aprender, entrenándose en simulación de situaciones a las que puedes enfrentarte en la práctica”.
Todo médico puede enfrentarse en una ocasión a una parada cardiorrespiratoria o a una familia a la que debe comunicar la muerte de un paciente; pero para la primera está preparado, para las segunda no.

LA IMPORTANCIA DE DAR VOZ A LOS PACIENTES

Para que la humanización se abra camino con solvencia en los sistemas sanitarios no solo es necesario que las administraciones la tengan en cuenta en la gestión, además deben crear mecanismos para evaluarla.

“Haremos jornadas y dejaremos de hacerlas, pero tendremos que seguir trabajando por un concepto de salud adaptada a los humanos”, concluye Bermejo

“Al final para conseguir la humanización no vale con que establezcamos un escenario”, apunta Prados. “Hay que saber lo que tenemos que hacer y eso nos lo dice el paciente. El que no se ha puesto en el lugar del paciente no sabe de qué va esto, no sabe cuáles son los problemas”.

Por ello, el director general de la Comunidad de Madrid, cree que además de establecer comisiones de humanización en los hospitales, algo que ya está en funcionamiento, es necesario avanzar en la constitución de comisiones de pacientes, como las que ya existen en centros como el Hospital Universitario de Trorrejón.

“Esas comisiones están dando muchísimos resultados, tanto para poner en marcha nuevas iniciativas como de buscar el verdadero valor de todo esto y poderlo comparar con el resto de comisiones”, apunta Prados.

Categrías
Medicina -Paciente
Sin comentarios

Dejar una respuesta

*

*

RELACIONADOS POR